Tecnología digital y teatro se juntan para generar nuevas experiencias

Hablar de teatro en un espacio dedicado a las telecomunicaciones no es muy común. Muchos pensarían que no tienen relación . A esta suposición respondemos que sí la tienen, y es sumamente interesante observar el desarrollo de ambas especialidades en conjunto . Permítame mostrarle, amigo lector, cómo el teatro virtual, la mensajería instantánea, la realidad aumentada y otras tecnologías disruptivas están abriéndose paso en una de las manifestaciones artísticas más antiguas de la humanidad.

No es algo nuevo, el teatro, como lo ha hecho siempre, se ha servido de los avances tecnológicos para mostrar la ambientación deseada, logrando sumergir a los espectadores en la historia que busca contar, pero hoy día con los avances y digitalización va más allá.

Cada 27 de marzo se celebra el Día Mundial del Teatro, nos ocupa un tema fascinante e innovador, hablaremos del espacio donde se establecen relaciones nunca vistas, tales como:

  • Artista-Máquina (Inteligencia Artificial)
  • Espectador-Máquina (Inteligencia Artificial)
  • Espectador-Máquina (Inteligencia Artificial)-Artista

Y es justo sobre «las tablas», que la tecnología digital le permite a los creadores, pre-productores, escritores, post productores y espectadores vivenciar nuevas experiencias a través de aplicaciones, desarrollos y soluciones que incluyen:

  • Realidad Aumentada (ambientes inmersivos)
  • Inteligencia Artificial (Androides y robots que actúan e interaccionan con los humanos)
  • Internet de las Cosas
  • Apps de mensajería instantánea.
  • Iluminación y audio robotizado.
  • Guiones basados en la tecnología y su irrupción en nuestras vidas.

Tecnología desde sus inicios

Desde sus primeras presentaciones el teatro echó mano de los recursos tecnológico de la época, tal y como lo demuestran las siguientes afirmaciones:

“Los romanos fueron los grandes entusiastas de la tecnología y disfrutaban haciendo gala de sus habilidades tecnológicas. Se interesaban por hacer cosas como hacer caer montañas y empleaban sus conocimientos de hidráulica para inundar escenarios”. -David Whiles, profesor de teatro del Royal Holloway College de la Universidad de Londres.

Por su parte, “Los griegos hacían descender dioses con grúas y se interesaban por la acústica de los auditorios – David Whiles, profesor de teatro del Royal Holloway College de la Universidad de Londres.

Los detractores afirman que la tecnología puede servir para reemplazar el poder de la imaginación. Otros la consideran interferencia.  La tecnología es imprescindible ya que ayuda a potenciar una obra.

Nuevas tendencias, nuevas alternativas

Los escritores y productores se están asociando con ingenieros para producir aplicaciones y softwares para sus obras, alguno de estos, permitiendo al espectador interactuar, grabar y editar en vivo a través de teléfonos celulares.

Por ejemplo Guy Cassiers,  maestro en el uso de las nuevas tecnologías en el teatro propuso en la obra Orlando, protagonizada por un ser andrógino que vive cuatro siglos, primero como hombre y después como mujer,  su idea total de Europa.  En la escena cumbre de la obra cuatro cámaras cenitales graban desde distintos ángulos un parlamento de la actriz protagonista mientras en el suelo se proyectan de forma desordenada documentos, fragmentos de periódicos, cartas y otros escritos sobre acontecimientos históricos. Las imágenes se emiten en tiempo real en una pantalla al fondo del escenario, uso claro de la tecnología y sus avances para cautivar al espectador.  “Europa es resultado de un caos. Lo que intento en esa escena es encontrar un sentido a ese caos entre el exceso de información que nos llega cada día, alejando o acercando las cámaras a lo que me interesa destacar”, comenta el creador.

En el teatro  de este reconocido artista sobresale la utilización del lenguaje audiovisual.  Su secreto: “No busco imágenes para ilustrar lo que ocurre en el escenario, sino para generar nuevas imágenes y emociones en el público, dejar a la imaginación del espectador”, señala el director Cassiers

El ejemplo de este guionista es sólo uno de los múltiples que encontramos en el teatro actual con interacciones y aplicaciones de tecnología para lograr sus fines.

El Teatro Virtual es descrito como una variedad de formas que comparten los actores y espectadores. Es inmersivo, interactivo, su contenido es el propio medio que a la vez se relaciona con otros medios (dispositivos digitales), lo que se da través de una realidad virtual que sólo aparece cuando se está experimentando.

Los años 2017 y 2018 han traído consigo montajes que presentan el teatro desde una óptica actual, haciendo uso de la tecnología y los dispositivos móviles. Veamos algunos ejemplos que se han presentado como sucedió en FAE 2018 (Festival de Artes Escénicas en Panamá que hizo uso de recursos tecnológicos novedosos en los performances) y otras que se presentarán en el Cono Sur y otras latitudes próximamente:

  1. La obra “Privacidad” de origen mexicano con el reconocido actor Diego Luna durante su desarrollo invita a los espectadores a utilizar sus teléfonos para realizar diferentes tareas.
  2. “Another Place”, un proyecto teatral colaborativo entre Reino Unido, Siria y Palestina estrenó en Londres. En esta obra el público descarga un audio con una aplicación para hacer un recorrido a pie durante la puesta en escena.
  3. VaLlena 52, obra infantil mezcla danzas urbanas, proyecciones de mapping y tecnología de reconocimiento de movimiento.
  4. “Sayonara” es una obra dirigida por el japonés Oriza Hirata, que pone a un androide en escena. Geminoid F es el modelo del robot, y su apariencia reproduce fielmente un modelo humano, a través de expresiones faciales naturales, el habla y la interacción con humanos.
  5. “Réplica”, obra escrita por Isidora Stevenson y dirigida por Francisco Krebs, busca reflexionar en torno a las disyuntivas de la inteligencia artificial.
  6. “Paranoia” obra que se enmarca en la trama de ser observados a través de los dispositivos móviles es una obra que tiene al espectador como único protagonista, y su herramienta principal es la aplicación Whatsapp. La obra exige utilizar el celular, en lugar de apagarlo. Escrita por Ezequiel Hara Duck.
  7. Perfil bajo también escrita por Ezequiel Hara Duck propone, una experiencia donde el público utiliza el celular durante toda la obra.

El uso de tecnologías en todo aspecto de la vida dejó de ser ciencia ficción, para transformarse en nuestra nueva realidad sociocultural.

De interesarle profundizar más en el tema puede acceder al artículo Teatro y tecnología: nuevos montajes llegan a la cartelera 2018Por Paula Valles

La esencia del teatro, la esencia de la tecnología

Se enfoca en mejorar la vivencia humana, la tecnología busca a través de sus medios el mismo fin. El teatro es eminentemente experiencial, humano y apela a la creatividad fomentando en sus espectadores y haciendo que aparezca la empatía con los personajes que ríen, sufren o traman algo.  Cuando reímos se utilizan 400 músculos, incluidos los abdominales; además, según algunos investigadores, reírse por más de 20 segundos, tiene el mismo efecto que hacer un ejercicio aeróbico. Al llorar liberamos adrenalina y noradrenalina que promueven una sensación de alivio por esos sentimientos reprimidos en nuestro interior que empatizamos con los personajes en una obra de tema triste.

Ayuda a la interacción humana promoviendo mejoras en el comportamiento con otras personas, y en la manera de expresarnos, la memoria tiene un mejoramiento mayor, al que dan algunas vitaminas. Genera confianza en uno mismo, mejora de nuestra expresión corporal, autoconocimiento, autoestima, traslado de técnicas corporales a nuestra cotidianidad, concentración, control corporal, relajación, y aumento de la creatividad; además que nos acerca a la literatura que es tan fundamental para ampliar el vocabulario y poder escribir, una de las competencias que más exige la comunicación en medios digitales, ya que redactamos y expresamos diariamente más de lo que percibimos.

La tecnología requiere de la creatividad del ser humano, de la observación y de su participación, solo así se logra que forme parte de nuestra vida diaria. El teatro requiere las mismas capacidades para mostrarnos la vida tal cual la vivimos.

La próxima vez que le inviten al teatro, asista, probablemente no tenga que dejar en modo de hibernación o apagado su celular.

Internet es virtual, pero sus riesgos no

En un mundo hiperconectado, donde las últimas generaciones aprenden primero a usar Internet que, a hablar, es necesario ser conscientes de los riesgos que tiene para nuestros hijos el uso de Internet, sin un correcto control por parte de los padres o tutores.

Para los que somos mayores de 30 años era normal que de niños nuestros padres nos dijeran frases como: «no hables con extraños», “nunca le recibas nada a nadie que no conozcas», «no entres a casas o sitios extraños», » antes de salir a jugar debes hacer tu tarea», «vuelves antes de que sea noche», entre muchas frases con las que nuestras madres controlaban cómo y con quién nos relacionábamos.

Sin embargo, hoy los niños no tienen esos límites en Internet y son muchos los padres que permiten a menores de 14 años tener cuentas en redes sociales. Sin pensarlo mucho les autorizan un acceso que los expone a millones de personas que no conocen, o les dejan entrar a sitios en Internet con contenido no apto para su edad. El caso más frecuente es permitirles usar sus dispositivos como centro de diversiones, sin supervisión y en muchas ocasiones hasta altas horas de la noche, horario en el que deberían estar durmiendo.

Es así como los jóvenes de hoy aprenden a relacionarse desde muy temprana edad, lo cual no es malo, pues en un mundo cada vez más dependiente de las tecnologías es necesario adquirir esas capacidades desde temprana edad. Pero la falta de controles y la falsa creencia de que ese entorno virtual no puede afectar su vida diaria es la que ha ocasionado un incremento los niveles de riesgo asociados a los menores de edad.

¿Cuáles son estos riesgos?

En Internet hay muchos riesgos para los menores de edad, que van desde la visualización de contenido inapropiado hasta verse expuestos, dada su inocencia o curiosidad, a redes de pornografía infantil o trata de personas.

Existen además de éstos, otros riesgos que año tras año cobran más víctimas en todo el mundo. Realidad que ha llevado a los gobiernos a tomar medidas legales para su prevención y control. Sus nombres son cyberbullying, grooming y sexting.

Cyberbullying

En español es llamado ciberacoso, no es un practica nueva para la humanidad, pues desde tiempos remotos los menores de edad han sido acosados por sus compañeros, debido a su forma de hablar, de vestir, de actuar, de socializar o cualquier excusa.

Sin embargo, el acoso en épocas anteriores se limitaba a círculos sociales muy específicos, como lo es el colegio, el lugar de residencia o lugares limitados en espacios y tiempos, pero con el Internet estos límites se han acabado, generando que los menores acosados sufran una persecución permanente desde Internet.

Esto ha generado casos muy graves como el de Amanda Tood, quien debido a que su video contando como el cyberbullying arruinó su vida, se convirtió en viral, el mundo pudo ver como los menores estaban sufriendo acosos y esto los estaba llevando al suicidio en muchos casos.

Existen millones de casos como este, donde compañeros de clase atormentan a menores a través de redes sociales hasta que el menor se quita la vida, pero existen otros casos donde son los padres quienes causan el acoso y la burla de sus hijos a través de Internet.

El caso más sonado es el del primer video en conseguir un millón de visualizaciones en Youtube, el cual es de un niño que fue filmado por su padre mientras hacia un baile de StarWars. Generando una burla constante durante cerca de 10 años, hasta que logró que el video fuera desmontado de Youtube. Son acciones como estas que generan un gran impacto en la vida de los menores, pues una vez una foto o video se vuelve vital es casi imposible eliminarlo de Internet y cuando este tiene contenido que permita a los acosadores generar comentarios de burla siempre será usado.

Grooming

En español no tiene una traducción literal, pero es la acción por la que un mayor de edad finge ser un niño en Internet para aproximarse, usualmente con fines sexuales, a los menores de edad.

Desafortunadamente es una práctica que en los últimos años ha incrementado sorprendentemente en todos los países de Latinoamérica y del mundo, siendo los menores entre 13 y 16 años los más afectados, sin importar su género.

Datos y casos como los mencionados anteriormente han sido tomados como base para varias campañas de empresas preocupadas por generar conciencia del riesgo que esto implica. Telefónica ha participado activamente con videos (Campañas preventivas de alerta) donde se muestra de forma gráfica cómo es el actuar de estos delincuentes. Los que aprovechándose del anonimato que genera Internet y de la cantidad de información que los pequeños divulgan sobre sus vidas a través de redes sociales, ganan la confianza de los menores para acercarse a ellos y convertirse en su más cercano amigo y confidente, llevándolos usualmente a conocerse en persona para tener relaciones sexuales.

Este delito es muy pocas veces denunciado o conocido por los padres, pero causa daños sicológicos muy fuertes a los menores, por lo que se les recomienda a los padres que, si notan un alejamiento de sus hijos y la falta de relaciones interpersonales fuera de Internet, hablen con los menores e indaguen para evitar que sean víctimas de este flagelo.

Sexting

En español es el envío de mensajes con contenido sexual implícito a través de Internet, lo cual es una práctica cada día más usual entre mayores de edad, pero que al ser realizada por menores se convierte en muchos países en un delito de pornografía infantil.

Lo cual puede llevar a los padres o tutores legales a la cárcel, debido a que son los responsables de las acciones de los menores, pero además de ello, esta práctica puede llevar a consecuencias muy graves a los menores, como es la extorsión o la exposición de su intimidad.

Una vez que un menor envía por Internet un mensaje con una imagen o un video de contenido sexual, pierde completamente el control sobre el mismo, con lo cual puede ser usado por la persona que lo recibe para compartirlo, publicarlo o extorsionar. Con lo cual el menor se ve expuesto a tener que continuar contra su voluntad con la generación de este tipo de contenido o aceptar el acoso generado por la publicación de este contenido en Internet, con lo cual el menor se ve amenazado en su privacidad e intimidad y puede ocasionarle inconvenientes en su vida adulta.

¡Recapitulemos juntos!

Internet es sin lugar a duda el invento más revolucionario de la humanidad, permitiendo acercar culturas, expandir empresas, generar igualdad en el acceso a la información y muchas más bondades, pero es también un ambiente hostil donde los menores de edad deben estar acompañados y donde al igual que en la vida diaria requieren de la orientación de un adulto para que no se vean expuestos.

Sin lugar a duda las nuevas generaciones tienen desde muy pequeños, acceso a esta herramienta y es algo que los padres deben aprender a entender, lo cual en ocasiones no es tan simple para los mayores como lo es para los menores, pero es necesario empezar a tomar conciencia de los riesgos para no exponer a situaciones difíciles a las familias y a los menores.

Son estas las razones que nos apoyan cuando decimos que: Internet es virtual, pero sus riesgos no lo son.

 

Diego Samuel Espitia Montenegro

Chief Security Ambassador de Colombia

ElevenPaths

@dsespitia